¿Por qué investigar el patrimonio industrial en Honda, Tolima?

Molinos de San Pedro, Honda donde Pedro A. López construyó una trilladora y un molino de café.

Honda, Tolima, es un municipio privilegiado no sólo por su posición geográfica, con el paso del río Magdalena, sino también por la gran abundancia de recursos materiales e inmateriales con que ha contado desde la época colonial, entre los siglos XIX y XX. En ese sentido, la riqueza de Honda es abundante, más que muchas de las otras poblaciones de los alrededores y del territorio nacional.

Por lo anterior, se ha venido trabajando en visibilizar la riqueza cultural del municipio desde lo institucional con la creación de la Casa Museo Alfonso López Pumarejo y desde las expresiones organizadas de los ciudadanos (el baile, las ferias de arte popular, etc).

La importancia de investigar sobre patrimonio industrial en el municipio de Honda se vincula también con el proceso de divulgación y difusión de estas investigaciones, que no sólo sirve para enterar a otros investigadores, sino también para que los habitantes del municipio conozcan los procesos que se dieron en el lugar donde habitan, como también tenga una apropiación de los procesos emprendidos por la Casa Museo Alfonso López Pumarejo.

Siguiendo lo anterior, se podría agregar que es importante emprender investigaciones en la región y especialmente en este tema del patrimonio industrial, que puede catapultar el turismo. Del mismo modo, al llevar a cabo investigaciones desde la región y desde un pequeño museo, se puede articular con otros museos del Ministerio de las Culturas, las Artes y los Saberes, el conocimiento sobre el patrimonio industrial, poco reconocido y conocido tanto dentro como fuera de los museos, conectadas con  las investigaciones realizadas sobre la industria por la Casa Museo Alfonso López Pumarejo.

Es importante resaltar que la Casa Museo Alfonso López Pumarejo, lugar donde vivió sus primeros ocho años el que fuera presidente de Colombia de 1934 – 1938 y de 1942 – 1945, fue un sitio importante también al ser una de las bodegas donde el papá del señor Alfonso López, es decir, el señor Pedro A. López participó del gran auge cafetero que se dio en esta región; primero como comerciante, después como exportador y por último con su experiencia exitosa en el sector bancario con el Banco López, lo anterior, cuando se radica con su familia a la ciudad de Bogotá.